Alcaldesa de Canóvanas satisfecha con el ritmo de recuperación y pondera los retos por delante a dos meses del embate del Huracán María

 

Por. redaccion@detodopr.com

LSV 112017

La alcaldesa del Municipio de Canóvanas, Lornna J. Soto Villanueva, se expresó satisfecha hoy con el ritmo que lleva la recuperación tras la destrucción ocasionada por el Huracán María hace 60 días a la vez que reconoció los grandes retos que esto ha representado en este litoral.

 

Entre los logros mencionados por la Primera Ejecutiva figura el inicio de la construcción de dos puentes provisionales en las carreteras PR-957 y PR-962, los cuales fueron destruidos por el Huracán María el pasado 20 de septiembre.

 

La Alcaldesa, precisó que el puente de la carretera PR-957 comenzó hace tres semanas y debe completarse en un plazo de 65 días, mientras que la Autoridad de Carreteras y Transportación subastó la semana pasada el puente de la PR-962 y la construcción debe comenzar en las próximas dos semanas.

 

Añadió que el Municipio ha repartido más de 200 toldos provisionales donados por organizaciones sin fines de lucro y el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los Estados Unidos ha instalado cerca de 300, mientras que el  Ayuntamiento tiene disponibles otros 600 que se están distribuyendo .

 

Señaló que el Cuerpo de Ingenieros también ha instalado purificadores de agua para convertir la extraída de ríos en potable y repartirla en camiones cisternas en comunidades como los barrios Cubuy y Palma Sola, y a pacientes encamados, que carecen del preciado líquido.

 

Además, brigadas municipales y compañías privadas contratadas han logrado recoger la mitad de los escombros generados tras el paso del Huracán María.

 

Soto Villanueva indicó que el número de refugiados, que llegó a superar los mil inicialmente en varias instalaciones en el Municipio, se ha reducido a 177 en la Escuela William Rivera del barrio San Isidro, en su mayoría residentes de la devastada comunidad Villa Hugo, que posiblemente sean reubicados próximamente en la Antigua Escuela Eugenio María de Hostos.

 

La Primera Ejecutiva resaltó la ayuda  del gobernador, Ricardo Roselló y la Primera Dama durante todo este proceso de recuperación.

 

Entre los retos reconocidos por Soto Villanueva figura la situación particular de los residentes de Villa Hugo, comunidad enclavada allí hace 28 años tras el paso del Huracán Hugo el 18 de septiembre de 1989.

 

La Alcaldesa recordó que los gobiernos federales y estatales rehúsan reconocer la legitimidad de las reclamaciones de los residentes de Villa Hugo por pérdidas a sus propiedades porque carecen de títulos de propiedad.

 

Mientras se aclara la complicada situación de los residentes de Villa Hugo, Soto Villanueva enfatizó que el Municipio está gestionando ayudarles con materiales de construcción para reparar provisional o parcialmente los daños a sus hogares a la vez que procura otras alternativas con diversas agencias estatales y federales para resolver su status permanentemente.

 

Soto Villanueva aprovechó la visita del expresidente de los Estados Unidos Bill Clinton en la mañana de hoy para entregarle a la mano una carta urgiendo su intervención directa en este asunto para resolver definitivamente el status legal de las residencias enclavadas en las comunidades Villa Hugo I, Villa Hugo II y Valle Hill de Canóvanas, lo cual requerirá la inversión de aproximadamente $50 millones.

 

Durante su visita a Canóvanas, Clinton entregó un cargamento de medicamentos y suministros para los damnificados por el Huracán María.

 
 
 
 
 
 
Share This